Roadies RitoqueFm

77e3798bb9782084333898c5f75d9aab XL


 

Al otro lado de la cordillera, la grieta se utilizó para definir una profunda división social entre los adherentes y detractores de un proyecto político. La grieta genera una polarización de la sociedad, en que los polos opuestos absorben a personas con tendencias más moderadas y en que verdaderamente se produce un abismo entre ellas.


Claro está, que este fenómeno no es nuevo en nuestro país, la Guerra Civil de 1891, el gobierno de la Unidad Popular y la Dictadura cívico-militar encabezada por Pinochet, constituyen ejemplos evidentes de esta grieta social.


A mi parecer, Chile se encamina hacia una grieta social, sea cual sea el resultado de este domingo, la división se hará evidente a nuestros ojos entre quienes desean mantener un status quo político y económico versus aquellos que desean reformar radicalmente el “modelo” e incluso sustituirlo por otro.
No obstante lo anterior, la participación política en nuestro país es baja, lo que es consecuencia de múltiples factores, tales como: el desprecio por la democracia, la crisis de confianza y una cómoda despolitización. Con ello, durante 27 años “los mismos de siempre” se han “repetido el plato” una tras otra elección, sin tener mayor competencia.


En ese sentido, todo proceso de reforma por muy tímida que sea, genera un cierto remezón en la sociedad; y sobretodo en Chile, en donde para algunos un cambio de legislación puede llevar a un colapso económico, mientras que para otros los cambios radicales son la solución mágica para nuestros problemas.


La virulencia de los debates en la campaña de primarias de Chile Vamos, el agotamiento de la Nueva Mayoría y las disputas internas del Frente Amplio, dan como resultado una probable elección del ex presidente Sebastián Piñera, quien con una postura más conservadora ha planteado “revisar y derogar” reformas y legislaciones impulsadas por Michelle Bachelet, en las que los chilenos mostraron posturas irreconciliables, léase por ejemplo: inclusión y gratuidad en educación o en la ley sobre despenalización del aborto en 3 causales. De darse eso en un futuro dicho escenario, no cabe duda que el ex presidente tendrá una oposición radicalizada y una calle en movimiento.


Ahora bien, lo mismo ocurrirá si Alejandro Guiller o Beatriz Sánchez logran ponerse la banda presidencial, se verán enfrentados a una derecha más radicalizada, dispuesta a “proteger” el modelo, utilizando como estrategia la campaña del terror.


De hecho, al analizar los debates televisivos o radiales, es posible ver que la los argumentos son sustituidos por las falsedades, acusaciones sin fundamento e incluso ataques verbales. Claro está que un aspecto de la política es la retórica y con ello, hay candidatos que conciben a la confrontación permanente con un “otro”, como una forma de hacer política.


En sintonía con lo anterior, los medios de comunicación en mayor o menor medida contribuyen a esa permanente confrontación, titulares tendenciosos, comunicadores que predican una “neutralidad” inexistente, contribuyen a una polarización que es fruto, de una diferencia cultural. Asimismo, las redes sociales son la muestra patente de una ofuscación crónica y en que la pasión supera a la razón a la hora de discutir e intercambiar puntos de vistas.


En tal sentido, el radicalismo y la falta de códigos comunes de comunicación, provocadas por esta grieta, puede incluso afectar aspectos personales; y así, dañar amistades, dividir a los miembros de una familia e incluso instalar un clima de hostilidad hasta en la última esquina de un país. Quizás por ahora, eso parece exagerado y apocalíptico, pero pronto los chilenos debemos decidir si estamos en un lado o en otro.

Sebastián Ibañez. Egresado Derecho Universidad de Valparaíso.

Comentarios

RITOQUE FM

logo web lb

Contacto :

Ponte en contacto

Te queremos leer y escuchar!

Envianos un mensaje a través de nuestro Formulario de contacto. O nos puedes llamar al: 32 2239891

Estamos ubicados en

Calle Uruguay 556, oficina 308 Valparaíso, Valparaiso, Chile

Redes Sociales