Roadies RitoqueFm

77e3798bb9782084333898c5f75d9aab XL


 

Hace pocos días leí una entrevista a Mario Ferrada, Presidente de ICOMOS, Chile, quien se refería a la ciudad de Valparaíso como “la ciudad de las miradas”, interesante concepto, no sólo por las naturales posibilidades del anfiteatro de la ciudad y del derecho a vista, sino porque la vida social, ciudadana y política de Valparaíso permite definirla como constructora de nuevas miradas.

Valparaíso, nos regala la posibilidad inédita de mirar el horizonte, pero además, y a propósito de los últimos eventos, nos regala también la posibilidad de mirar un horizonte de cómo desarrollar una ciudad para el habitante.

Hemos visto como grupos de interés económico, empresas constructoras e incluso connotados personajes y profesionales han atacado el actuar de la alcaldía ciudadana, y a través de los medios de comunicación, han desarrollado el eterno fantasma del alejamiento de la inversión y del desarrollo económico.

El aplastante fallo de la Corte Suprema que derrumbó el proyecto del Mall Barón y el posterior retiro del Grupo Plaza que renunció a la concesión del Proyecto Puerto Barón, han provocado un efecto dominó de declaraciones, culpas y conflictos que nos demuestra que la temática de fondo en donde debiésemos enfocar nuestras nuevas miradas es el conjunto de leyes y normativas que enmarcan los conflictos urbanos y patrimoniales por los que atraviesa nuestra Ciudad y país.

Desde la Comisión de Patrimonio del Consejo de Rectores de Valparaíso lo hemos dicho en más de una oportunidad: la problemática patrimonial es básicamente legal, normativa y de institucionalidad pública.

Demasiados interlocutores, vacíos legales y normativos, interpretaciones jurídicas, judicialización de conflictos, son sólo algunas caras de este conflicto.

Como ejemplo, basta con leer las declaraciones incluso del mundo político sobre el futuro del Puerto Barón, dejan la sensación, que muchos de los que opinan ni siquiera han leído con atención el texto del fallo de la Corte Suprema.

Hoy, con la creación del nuevo Ministerio de las Artes, las Culturas y el Patrimonio, debemos fijar nuestra mirada en la renovación de las leyes y normativas que afectan el tema del desarrollo urbano, la calidad de vida de los habitantes y el resguardo de la memoria histórica y el patrimonio.

Hay que iniciar la discusión sobre una nueva ley de monumentos nacionales, hay que armonizar otros cuerpos legales, que en principio nadie relaciona con patrimonio, como por ejemplo, la Ley General de Urbanismo y Construcción.

Cuando iniciemos esas discusiones nadie quedará indiferente, estamos hablando de la propiedad, de la especulación y del crecimiento y desarrollo inmobiliario.

Y mientras la Ciudad sigue discutiendo sobre proyectos que poseen un futuro incierto otros iniciarán la discusión de fondo que regulará todo el encuadre para las décadas siguientes.

¿Somos la ciudad de las miradas?, sí los somos, pero más allá de una poética del espacio demostremos que somos también una ciudad que es capaz de mirar al futuro y capaz de construir nuevas miradas en torno a los temas legales y jurídicos de fondo que determinan y determinarán qué se podrá hacer y qué no.

Una invitación a iniciar estas discusiones en una ciudad (¿Capital Legislativa?) que debe apropiarse de la vanguardia de la discusión cultural y patrimonial de Chile.

Comentarios

RITOQUE FM

logo web lb

Contacto :

Ponte en contacto

Te queremos leer y escuchar!

Envianos un mensaje a través de nuestro Formulario de contacto. O nos puedes llamar al: 32 2239891

Estamos ubicados en

Calle Uruguay 556, oficina 308 Valparaíso, Valparaiso, Chile

Redes Sociales